reconozco-me-perdono-y-sigo-adelante

Cree En Ti


english Read in English

ámate-a-ti-mismo

Decir “cree en ti mismo y quiérete” es fácil, ponerlo en práctica es lo que resulta verdaderamente complicado. Yo tuve que leer muchas cosas con respecto a esta idea antes de lograr quererme sin condiciones, tal y como soy, con mi bagaje, mis cualidades y mis equivocaciones. De hecho, para mí el secreto estuvo precisamente ahí, en insistir con la lectura y el visionado del trabajo de personas que ya le habían cogido el truco a eso de “ámate a ti mismo”. Yo no lo entendía y quería hacerlo, quería llegar a ese punto; así que leí y leí, vi pelis y documentales, los volví a ver y, un día, de repente, noté ese “clic” en mi mente. Cuando notas eso, sabes que ya no volverás a ser el mismo, sabes que acabas de comprender una idea desde otro punto de vista y que esto te ha cambiado para siempre. Has crecido como ser humano, te has hecho mayor 😉 A continuación te dejo algunas de las ideas que a mí me ayudaron a llegar a ese momento “ajá” 😉 Hazte todas las preguntas que te voy dejando en el post cuando encuentres un momento para ti solo; es esencial que puedas estar a solas y en un lugar tranquilo, sin distracciones, durante unos minutos.

Conócete A Ti Mismo

Cuando oí por primera vez este aforismo griego en el instituto, no tenía la menor idea de lo importante que es “conocerse”. Es el primer paso para amarse a uno mismo. Sé sincero contigo mismo, ¿cuántas veces te has parado a pensar quién eres, cómo funcionas, cuáles son tus valores y qué es lo que tú necesitas para ser feliz? Si no sabes quién eres, no te relacionas con el mundo desde una posición de autenticidad y coherencia; y, piensa un momento, cuando te relacionas con los demás sin saber muy bien quién eres y qué necesitas, ¿qué crees que comunicas al mundo?, ¿qué estas enviando?, ¿qué estás dando?. Y, por tanto, ¿qué es lo que perciben los demás? y ¿qué respuesta recibes en tu interacción con el mundo? Como ves, hay una relación directa entre lo que recibes del mundo y quererte a ti mismo. Y como el primer paso para amarse a uno mismo es conocerse bien, empieza por ahí; házte las preguntas que te pongo arriba y contéstalas de forma sincera y sin miedo. Esto es sólo para ti; no es un exámen, nadie te pone nota ni te juzga.

dar-es-recibir

Perdónate

mascara Los seres humanos somos una amalgama de deseos, conductas, motivaciones, valores y creencias; muchos de estos elementos tienen un lado oscuro que nos negamos a ver porque reconocerlo dolería mucho y tendemos a huír del dolor. Preferimos ponernos una máscara y ser lo que la sociedad –e incluso uno mismo– espera de nosotros. Por eso nos ponemos a la defensiva cuando alguien señala nuestros “puntos débiles” (“¿qué lado oscuro? ¡si yo soy muy buena persona!”). Pero la cuestión es que nadie, o casi nadie, nos aclara que tener un lado oscuro no implica ser mala persona, implica sencillamente ser humano; así que, por qué no miras dentro de ti, localizas tus “sombras” y te repites: “¿y qué? Sí, tengo estos defectos o estas debilidades ¿y cuál es el problema? Lo acepto y me libero”.

reconozco-me-perdono-y-sigo-adelanteTodos tenemos esa parte de nosotros que nos gusta un poco menos, pero lo importante es aceptarla y no resistirse; no trates de negarla una y otra vez hasta que se ha hecho tan grande que el gran protagonista de tu forma de interactuar con el mundo sea esa sombra o sombras (¿te suena aquello de “basta con que me lo prohíban para que tenga más ganas de hacerlo”?). Acepta quién eres, con lo mejor y lo peor. Es más, cuando hayas reconocido eso que no querías ver, estarás más en contacto con tu verdadera esencia, te sentirás más relajado y notarás que reaccionas con mayor madurez emocional ante las posibles críticas a tu persona. Entonces ya habrás hecho grandes avances en el proceso de sanar las heridas de tus conflictos internos y estarás cada vez más cerca de amarte a ti mismo. En ese momento estarás preparado para procesar este material adicional: comprende que cuando los demás tratan de analizarte y criticar tu personalidad o esos puntos débiles, en realidad están proyectando sobre ti sus propios miedos e inseguridades. No es nada personal, no es contigo, es con ellos mismos. Recuérdalo tú también y aplícatelo cuando tengas la “tentación” de juzgar a los demás.

No Te Compares Con Nadie

eres-único-e-inimitable

Tú eres único, no hay nadie como tú en este mundo y lo que viniste a hacer aquí, también es único, ¿por qué querrías hacer o tener lo mismo que otra persona? Perderías lo que te hace especial y simplemente serías sólo uno más. Hoy esto es verdadero para mí, pero recuerdo que hace unos años yo me decía: “¿pero cómo no voy a hacerlo?, mira fulanit@, con lo joven que es y las cosas que ha logrado ya”.

Haz un ejercicio conmigo ahora mismo, pregúntate estas cosas: esa persona con la que te comparas, ¿realmente tiene o es más que tú?; ¿a qué niveles?; ¿conoces tan íntimamente a esa persona y todos los aspectos de su vida que eres capaz de decir que es mejor o que su vida es mejor que la tuya?; ¿seguro que no puedes pensar en algo que tú tengas o hagas que esa otra persona, con la que tanto te comparas, no tiene? Déjame ponerte unos ejemplos: a lo mejor tú has traído a este mundo y has criado una maravilla de personas que cambiarán las cosas y contribuirán al avance de la raza humana; obviamente una tarea tan encomiable te ha dejado sin tiempo para otras cosas que puede que envidies de otras personas. O puede que tengas una trayectoria profesional y/o personal tan brillante que apenas has prestado atención a las necesidades de tu cuerpo y no estás tan en forma como la persona con la que te comparas. Sea cual sea tu caso, haz el esfuerzo y piensa en eso que es único en ti porque sí que lo hay; no te resistas, piénsalo bien y, cuando lo encuentres, sonríe y date una palmadita. Agradécete el trabajo que has hecho, es tu legado. Deja de flagelarte comparándote con lo que ves a tu alrededor porque, cada vez que lo haces, desprecias tus contribuciones al mundo, como si nada de lo que has hecho ni tú mismo fuerais importantes. Y todos, TODOS lo somos.

Mi Contribución Es Tan Mínima…

no-soy-importanteEntiendo perfectamente que si te comparas con algún premio nobel o con un genio de la música como Maria Anna Mozart tengas la tentación de pensar que tú no estás contribuyendo para nada o que tu existencia es irrelevante; pero no es así. Que sea más visible no significa que sea más importante. En la cadena de la existencia se necesitan todos los eslabones para que todo esté bien amarrado. El problema es que tendemos a trivializar y menospreciar ciertas profesiones y ocupaciones; por ejemplo, referirse a un barrendero de forma despectiva es sólo una cuestión de no pararse a pensar cosas como que si nadie mantuviera limpias nuestras calles viviríamos en unas condiciones no sólo un tanto nauseabundas sino potencialmente peligrosas para la salud pública. Por lo tanto, el barrendero no es ni más ni menos que nadie, cumple una función necesaria. Si quitamos ese eslabón, el amarrado de todas las cosas se desestabilizará y acabará por desmoronarse. Si empiezas a ver todas las cosas y a todos nosotros de esta manera, serás capaz de verlo también en ti mismo y respetar tu función única y esencial; ¡empezarás a creer en ti y a amarte a ti mismo!

Pues Menudo Bicho Raro…

Por supuesto, en tu nueva forma de ver las cosas, te encontrarás con gente que no te comprenda y que, incluso, no te apoye. Tú decides si quieres seguir caminando al lado de personas que frenen tu evolución o que te hagan sentir mal por ello. No eres un bicho raro, simplemente has evolucionado en tu forma de ver y concebir las cosas y la gente que realmente merece la pena seguirá a tu lado. Tampoco puedes obligar a nadie a que te comprenda así que relájate, los adecuados no se irán y no dudes que nuevas personas, más en sintonía con quién tú eres ahora, entrarán a formar parte de tu vida.

Puede que también te digan o sientas que eres un egoísta, vanidoso o narcisista porque te quieres o tratas de quererte a ti mismo; eso es lo que la sociedad quiere que creamos. Pregúntate algo: “¿el amor sólo puede provenir de los demás?” Y si te has respondido que sí, pregúntate también lo siguiente: “¿cuál ha sido, hasta ahora, mi experiencia a este respecto? Al esperar el amor de los demás ¿he conseguido sentir más amor propio?, ¿he conseguido amarme más?”.

escribe-un-nuevo-capitulo-en-tu-vidaPor último, recuerda, si sientes que no estás satisfecho o que estás destinado a hacer algo más que lo que has hecho hasta ahora, el empezar a moverte hacia donde quieres llegar empieza por el amor y el respeto hacia a ti mismo. Así que piensa en cómo ha sido tu historia hasta ahora; todo lo que has hecho, todo lo que has pasado, incluidos tus errores, te han traído hasta este momento. Todo era necesario para que tú evolucionaras hasta encontrarte en el punto en el que estás ahora, listo para escribir un nuevo capítulo. Deja de autocastigarte y da las gracias por ser quien eres y por todo lo que has aprendido. Eres inimitable, créelo, cree en ti.

¿Vas a tratar de hacerlo?, ¿por dónde vas a comenzar?, ¿qué crees que será lo más difícil para ti? ¡Deja abajo tus dudas y comentarios! 😉

happy-coaching-by-luz

Photo credit: 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7




Si te gustó este artículo, ¡compártelo, plis! :-)
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Artículos Relacionados:

Sobre el Autor: Luz

La práctica profesional de Luz se encuentra muy vinculada a su historia personal con el peso, la imagen corporal y la salud. Tras sufrír problemas de sobrepeso durante casi 20 años y acumular un sobrepeso de casi 30 kg, su salud tanto física como emocional se empezó a resentir por diversos frentes. No es por ello casual que realizara un doctorado en Medios de Comunicación y Estudios de Género (Universidad de Swansea, Reino Unido). En su investigación ha estudiado qué tipo de mensajes relacionados con la imagen corporal predominan en la cultura popular actual, cómo tales representaciones se perciben por el público, y cómo se relacionan con el desarrollo de conductas disfuncionales. Entre la variedad de perspectivas analizadas en sus trabajos se incluyen los cánones de belleza dominantes, el sobrepeso, la distorsión de la propia imagen corporal, las estructuras de poder, la sexualidad o el balance de la vida profesional y la personal. Profesionalmente, está altamente familiarizada con el efecto devastador que pueden tener los actuales cánones de belleza promovidos por un sinfín de medios, revistas, programas televisivos, estrellas de cine o de música, y cómo estos pueden permear fácilmente nuestras mentes o la de la gente que nos rodea. Hoy Luz ha superado sus problemas de peso y ha recuperado su salud. Motivada por la necesidad de ayudar a otras personas como tú a salir del infierno en el que ella misma se había visto inmersa durante 20 años, Luz se certificó como Coach Profesional. Actualmente vive en Suecia, desde donde dirige Happy Coaching by Luz, con una práctica de cientos de horas de coaching con personas que buscan superar diversos problemas de imagen corporal, emocionales o profesionales. Puedes leer su biografía completa aquí.

2 comentarios a “Cree En Ti”

PuedesDeja una Respuesta o Rastrear esta publicación.

  1. irma tovar - 15 febrero, 2017 en 21:44 Deja un comentario

    Gracias, me gusta tu mensaje y voy a buscar el camino hacia mi libertad. muchas bendiciones para ti.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.


*